Beneficios de la leche de almendras

Las almendras son uno de los alimentos más beneficiosos que hay en la naturaleza, además de contener un gran porcentaje de antioxidantes, son una de las mejores fuentes de calcio. Además, hacer leche de almendras es muy sencillo, y con esta leche o podrás elaborar licuados y bebidas súper nutritivas.

Beneficios de la leche de almendras

  • A diferencia de la leche de vaca, la leche de almendras no tiene colesterol nocivo, es de excelente digestión ya que no contiene enzimas difíciles de digerir como la leche de vaca, la cual contiene enzimas con las cuales nuestro estómago tiene que batallar, además de que se absorbe de forma sencilla permitiendo la asimilación adecuada de todos sus nutrientes.
  • Por lo anterior, la leche de vaca no es recomendada para toda persona, en especial aquellas que sufren de colitis, gastritis, abdomen inflamado, celulitis, sobrepeso, colesterol, problemas de hígado o renales, triglicéridos, etc.
  • Un vaso de leche de almendras o comer 3 o 4 almendras al día equivale a comer el calcio suficiente para nuestra dieta.
  • La almendra contiene minerales y nutrientes básicos para la salud del sistema nervioso, por lo que se recomienda en dietas contrala ansiedad, nerviosismo, hiperactividad, etc.
  • La leche de almendras es pobre en sodio pero con gran contenido en potasio, por lo que es de gran ayuda en casos de pérdida de potasio como en la diarrea, vómitos, etc., en casos como la hipertensión, edema, cardiopatías, afecciones renales y cirrosis hepática.
  • Son una fuente de energía natural muy benéfica para el cuerpo, una almendra contiene aproximadamente 160 calorias, dentro de las cuales hay proteínas vegetales, carbohidratos y grasa benéfica para el corazón, la piel y el cerebro.
  • Tiene un alto contenido de grasas monoinsaturadas (ácido oléico), benéficas para la salud, sobre todo para combatir enfermedades del corazón.
  • Son ricas en vitamina E, una vitamina esencial para la piel y los tejidos y una de las mayores fuentes de antioxidantes, por lo que sirve además de evitar el envejecimiento, como preventiva  y curativa de una larga lista de afecciones del corazón. El gran aporte de vitamina E diferencia a las almendras de otros frutos secos como las nueces o pistaches.
  • Además, las almendras aportan magnesio, riboflavinas y niacina.
  • Son una estupenda fuente de fibra, ayudan a regular el flujo intestinal y a disminuir inflamaciones abdominales, asi como para combatir estreñimiento y fomentar la circulación sanguínea.
  • La almendra y a aumentar el colmen de los excrementos y a diluir el liquido biliar y los esterlores, disminuyendo el riesgo  de colón inflamado, divertículos o hasta cáncer.
  • A la almendra se le considera una aspirina natural ya que contiene ácido salicílico, uno de los agentes activos de la aspirina, a los cuales se deben los efectos de esta medicina.
  • Tienen un alto valor calórico y proteico por lo que son estupendas para el sistema nervioso y como antiséptico intestinal.
  • Un alimento ideal para personas diabéticas y para los niños y jóvenes en crecimiento.
  • Las almendras pueden ser usadas para tratar osteoporosis y en casos de artritis, para esto se recomienda seguir una dieta rica en vegetales frescos y entre 15 y 20 almendras al día.
  • Combate anemia y es muy útil en casos de anorexia o bulimia.
  • Es uno de los mejores alimentos para las mujeres embarazadas y en periodo de lactancia.

Contenido nutricional en 100g de almendras:

  • Minerales: calcio (240 mg.) y magnesio
  • 20 g. de proteínas.
  • 14 g. de fibra.
  • 612 Calorías.
  • 54 g. de hidratos de carbono.
  • Vitaminas E (24 mg.) y Ácido fólico.

¿Cómo hacer la leche de almendras?

  • Usa almendras frescas.
  • Por un vaso de agua necesitaras 12 almendras.
  • Deja remojar las almendras que vayas a utilizar toda una noche.
  • Por la mañana, quita la piel la cual se abra suavizado y deja las almendras listas y peladas.
  • Licua las almendras en el agua hasta que queden perfectamente licuadas.
  • Si gustas puedes colar usando una tela especial o simplemente beber con los grumos de las almendras los cuales también son muy nutritivos.
  • La leche de almendras no debe hervirse ni tomarse muy caliente pues el calor destryue los antioxidantes y valores nutritivos de la almendra.

A la leche restante agrega un poco de vainilla o de cocoa al gusto, y procura endulzar con melaza o azúcar mascabado.

Para preparar un licuado súper nutritivo agrega a esta leche un pedazo de fruta, ya sean fresas, plátano o papaya, y agrega una cucharada de chía. Muele muy bien y bebe antes de salir de casa a tus labores, veras que bien te sientes, además de que no subirás de peso estarás muy bien nutrido y con mucha energía.

Comentarios